Dios controla La Tempestad

•julio 12, 2016 • Dejar un comentario

mar-del-plata

Viento contrario, Tempestad , esto es sinónimo de tiempo de prueba, considero a las pruebas un instrumento en las manos de Dios a través del cual forma nuestro carácter y personalidad , con el fin de poder participar de los privilegios que El estableció para nosotros, pero que tremendo cuando esas pruebas se vuelven como el fin de todo, sin embargo, déjeme decirle que de acuerdo a las bendiciones y propósitos de Dios asimismo serán los periodos de pruebas para nuestras vidas.

El Apóstol Pablo antes de comparecer ante el Cesar , tuvo que atravesar el mar en conjunto con otros presos mas y un numero de soldados los cuales estaban cuidándolos, en toda esta trayectoria de la navegación se levanto una tempestad , la cual parecía no tener fin.

Hechos 27:20. Y no apareciendo ni sol ni estrellas por muchos días, y acosados por una tempestad no pequeña ya habíamos perdido toda esperanza de salvarnos.

Quizás este sea el caso tuyo amado hermana(o), ni sol ni estrellas por muchos días , aparte de ello una tempestad y para terminar de completarla habían perdido la esperanza de salvarse , quizás en tu vida , hogar , matrimonio, en el área que sea ; la tempestad se ha levantado de modo que parece que es el fin de todo , ni una lucecita aparece ni de día y mucho menos de noche , y los problemas en vez de opacarse cada vez mas aumentan, y la esperanza cada vez mas va decayendo ; pero quiero decirte algo que en esa barca iba un siervo de Dios llamado Pablo y fue a través de el que Dios se manifestó, trayendo consuelo a la vida de cada uno de ellos.

 

No ver el sol por uno o dos días quizás no es mucho , pero no ver ni una luz de respuesta por muchos días es tremendo , muchos de los que estaban abordo habían perdido la esperanza de salvarse, pero Pablo nunca la perdió, ya que Dios es quien controla la tempestad y lo que un día comenzó un día va a terminar , por eso hermano(a) en la fe , por mas contrario que sea el viento , por mas difíciles que se pongan las cosas , por mas oscura que sea la noche y por mas que no haya luz en el día; Dios ha dicho de ti y de esto que estas viviendo No temas, es necesario que llegues a tu objetivo.

 

Son muchas las veces que Dios nos atraviesa por tempestades las cuales parecen y parecerán no tener fin ,y en muchas ocasiones si las pequeñas luces alumbraran , nos impedirían ver la Luz Verdadera que es Cristo Jesús y esa Luz nunca deja de alumbrar , lo glorioso de esto es que esa Luz no alumbra de afuera hacia adentro , sino mas bien de adentro hacia fuera , es allí donde entendemos que Dios esta en control y que la tempestad por mas cruda que sea , no va hacer mas de lo que Dios le ha dicho que haga.

 

Amado hermano(a), si estas viviendo esta situación en tu vida ; y hasta ya estabas apunto de perder tu esperanza en Dios , en este momento te digo , levanta tu mirada al cielo porque la tempestad tiene fin , y el propósito es que llegues al objetivo que Dios te trazo , si en este momento anhelas recibir el oportuno socorro , la fuerza que viene de lo alto, repite esta oración conmigo. Padre Nuestro que estas en los cielos , en este momento declaro que tu estas en control de toda tempestad en mi vida , proclamo tu Señorío y creo en mi corazón que lo que comenzó un día ,pronto terminara en el Nombre Poderoso de Jesús recibo fuerzas de lo alto para continuar adelante , Amén.

 

Por Guía del Espíritu Santo

Carlos y Chantalle Villarreal.

Misioneros y Evangelista. Miami. Fl. USA.

El Antidoto de Dios para personas ocupadas

•julio 6, 2016 • Dejar un comentario

pastillas

Salmo 23:2 “En lugares de delicados pastos me hará descansar; junto a aguas de reposo me pastoreará.” Nuestra vida diaria actual parece estar muy inmersa en muchas ocupaciones, las cuales nos hacen estar cada vez mas cansados y alejarnos de lo que realmente Dios quiere.

Si tenemos un trabajo que nos absorbe, pasamos mucho tiempo ocupados con esto. Si estamos en la casa por lo general pasamos muy pendientes de la limpieza, el orden y alguna que otra cosa que se requiera. Si hay niños o jóvenes, pasamos muy ocupados y preocupados de lo que hacen y de qué va a suceder con ellos.

Vivimos muy ocupados de las muchas cosas en que nos involucramos y esto lo que provoca en nosotros es más que ocupación, se convierte en una carga, en un gran trabajo y más difícil aún pensar en un descanso, como dice el Salmo 127:2 “Por demás es que os levantéis de madrugada y vayáis tarde a reposar.” Realmente se nos hace difícil tener paz y más todavía tratar de buscar un descanso.

Nuestro diario vivir debe ser un balance, no podemos dejar de ocuparnos, pero sí busquemos espacios que nos den descanso y que nos permitanocuparnos de nosotros mismos y de los demás, pero no nos carguemos innecesariamente, ya Cristo lleva nuestras cargas, dejemos que él se encargue de aquellas cosas que no podemos resolver.

Disfrutemos lo que tenemos mientras lo tengamos y no estemos preocupándonos por obtener más todo el tiempo.

 

Deleitémonos en el Señor, hagamos altos en nuestro camino, y tengamos paz.

 

Pastor Giovanni Mora

Asociación Misionera Sendero de Luz

Fuerte en medio de la tentación

•junio 2, 2016 • Dejar un comentario

obdecer

Todos nos enfrentamos diariamente a diferentes luchas en las cuales están en juego nuestra fidelidad a Dios. Y es que el pecado está a la orden del día y en ocasiones se perfila de tal manera que es mucho más fácil caer en el que en decir no.

No vamos a negar que nuestra naturaleza se inclina fácilmente hacia el pecado, que nuestros sentimientos alborotados nos hacen sentir el deseo de practicar el pecado, que nuestros pensamientos muchas veces se llenan de esas múltiples formas e ideas para pecar y todo ello es parte de nuestra naturaleza pecaminosa. Y es que recuerda que cuando decidimos entregar nuestra vida a Dios nuestra vida espiritual es renovada, pero los deseos de la carne siguen siendo los mismos con la diferencia que ahora ya no vivimos para satisfacerlos sino para negarnos a ellos.

Ahora bien, ¿Qué estás pensando hacer frente a la fuerte lucha que estás librando cada día contra el pecado?, lo más fácil es caer en el y sentirte mal, avergonzado y hasta indigno de Dios. Por otra parte puedes comenzar a contrarrestarlo y a negarte rotundamente a cometer esos pecados y con ello sentirte orgulloso de tu fidelidad y honrar a Dios con tu negativa hacia el pecado.

La Biblia dice: “Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio.” 2 Timoteo 1:7  (RVR1960). El mismo versículo pero en otra traducción dice lo siguiente: “Porque el Espíritu de Dios no nos hace cobardes. Al contrario, nos da poder para amar a los demás, y nos fortalece para que podamos vivir una buena vida cristiana.” 2 Timoteo 1:7 Traducción en lenguaje actual (TLA). Cada uno de nosotros somos capaces de soportar cualquier tentación que se presente, Dios nos doto de poder, amor y sobre todo dominio propio para vivir una vida agradable a Él si así lo queremos.

La Biblia también nos aclara: “Las tentaciones que enfrentan en su vida no son distintas de las que otros atraviesan. Y Dios es fiel; no permitirá que la tentación sea mayor de lo que puedan soportar. Cuando sean tentados, él les mostrará una salida, para que puedan resistir.” 1 Corintios 10:13  (NTV). Este versículo realmente nos abre completamente el entendimiento sobre que ninguno de nosotros está pasando por cosas que otros no hayan atravesado, estén atravesando o atravesaran, y al mismo tiempos nos aclara que la tentación nunca será mayor de lo que podamos soportar y termina diciendo que aun cuando seamos tentados, Dios siempre nos mostrará una salida para poder salir victoriosos y no caer en el pecado.

Quizá los últimos días has estado siendo tentado de una manera muy fuerte, quizá la idea de pecar a rondado tu mente las últimas semanas, pero al mismo tiempo el Espíritu Santo te redarguye y te hace sentir que lo que estás pensando hacer no es correcto y eso te ha motivado a no llevarlo a cabo.

Quizá en algún momento has pensado que no vas a poder resistir porque la tentación es más fuerte que ti, pero la realidad es que esa tentación que hoy estás atravesando NO ES MÁS FUERTE QUE TI, esa tentación con la ayuda de Dios la puedes resistir si así lo quieres.

Hoy te invito a dejar que Dios te tome de la mano para poder resistir la tentación. Cuando tú te rindes a Dios reconociendo tu debilidad y pidiéndole que te ayude, Dios siempre extiende su mano, te levanta y te cobija, y es que con Dios eres más fuerte. Por eso es hora de rendirnos a Él para que ya no seas tú decidiendo, sino más bien Dios decidiendo en ti, dándote la capacidad para decir NO de una vez por todas a eso que tanto conflicto te está causando.

Cuando te rindes a Dios eres más fuerte, cuando reconoces tu debilidad entonces estás en camino hacia la perfección, porque la perfección solo se consigue a través del reconocimiento y humildad que se tiene para mejorar.

 

¡Deja que Dios te ayude a soportar y vencer esa tentación!

 

“Dios bendice a los que soportan con paciencia las pruebas y las tentaciones, porque después de superarlas, recibirán la corona de vida que Dios ha prometido a quienes lo aman.” Santiago 1:12  (NTV)

¿Qué significa entrar en la presencia de Dios?

•mayo 24, 2016 • Dejar un comentario

paisajeEn nuestras iglesias esta frase se usa para referirse a la adoración y a la oración. Muchos no entienden lo que realmente significa porque a menudo carecen de una genuina reverencia a Dios. Al no haber arreglado las cuentas con Dios en la semana, y llega el domingo, apresuradamente se pide perdón en el camino a la iglesia.

Al llegar a la puerta ya se está listo para unirnse en oración a los otros creyentes. Se trata a la preciosa sangre de Jesús, como si cubriera temporalmente nuestras inmundicias, para así pecar una y otra vez. En lugar de amar a Jesús, hacemos uso de Él.

Dios no quiere que lo usemos a Él como un seguro de protección contra el infierno. Él quiere una relación, no una religión. Él quiere ser un Padre para nosotros. Él quiere comunión con nosotros.

Entrar en la presencia de Dios es estar en comunión con Dios. Comunión significa intimidad con nuestro Padre celestial por medio de la cual expresamos nuestro amor por Él, descubrimos Su voluntad, y, entonces la hacemos. Es entrar en la mente y el corazón de Dios mismo, para llegar a ser uno con Él y Sus propósitos. En este sentido, acercarse más a Dios no es asunto sencillo.

 

La llave para entrar

 

Cuando hablamos de buscar a Dios, debemos hablar de santidad, la cual es crucial porque “sin santidad nadie verá al Señor” (He 12:14). Jesús enfatizó esta verdad: “Bienaventurados los de limpio corazón, porque ellos verán a Dios” (Mt 5:8). Se refieren a ver a Dios en la vida cotidiana, ahora, tener una íntima relación de amor con Él y entrar en Su presencia para conocer Su mente y corazón. Fue durante Su primera enseñanza pública que Jesús dijo que el de corazón puro verá a Dios, (Mt 5). No se estaba refiriendo a nuestra muerte y de ver a Dios en el cielo, sino a las actitudes con las que debemos vivir cada día en esta tierra. Nos estaba diciendo cómo permanecer en unidad con Dios.

 

¿Qué significa ser de limpio corazón?

 

Limpio significa santo. Por eso Jesús decía: “Bienaventurados son los de corazón santo, porque ellos verán a Dios”. Santo es “santificar”, “apartar”, “depurar”. Cuando eres puro de corazón, tu mente está puesta en Dios y en Sus caminos. “Porque yo soy Jehová vuestro Dios, vosotros por tanto os santificaréis (pónganse aparte ustedes mismos) y seréis santos, porque yo soy santo” (Lv 11:44). “…Yo soy Jehová que os santifico” (Lv 20:8). (Jn 17:17; Ef 5:26).

 

La santidad tiene que ver con la separación, con que te sujetes a Dios y no te dejes influenciar por las personas que no se sujetan a Él y que tampoco creen en Su Palabra. En esencia, lo que Dios dice es: Si ustedes son santos, entonces Yo mismo me manifestaré ante ustedes. Si estás convencido de que Él hará lo que le ha prometido, si eres puro en lo que has creído y en lo que haces, entonces verás a Dios manifestado.

 

La santidad no es una presencia mística y misteriosa, sino práctica y real. Santidad significa integridad. Dios tiene integridad porque lo que Él dice, hace y es, son lo mismo. Dios hace siempre lo que Él dice hará porque Él es uno en Sí mismo. En el Antiguo Testamento si alguien entraba a la presencia de Dios sin estar santificado, moría. Dice el Señor: “Los limpios de corazón me verán” (Mt 5:8). Aquellos que están impuros no pueden ver a Dios. Cuando vamos a Dios en oración, debemos tener la misma integridad entre lo que decimos y lo que Él hace, porque la santidad es decir la verdad y luego vivir la verdad. (Jer 29:13).  Si queremos encontrar a Dios, debemos ser claros en nuestros deseos de encontrarlo (Gn 32:24-30).

 

Si no le buscas a Él con todo tu corazón, mente, pasión y atención, luego si Dios se presenta, significa que Él no está siendo fiel a Su Palabra, porque Él ha dicho que Él solamente vendrá si le buscas con todo tu corazón. Si Dios no fuera fiel a Su Palabra, entonces Él estaría actuando de manera impía. Si no contáramos con que Dios haga lo que Él dice que hará, no podríamos confiar nunca más en Él. Él tiene que ser fiel a Su Palabra, aun sí esto significara no contestar las oraciones que hacemos sin entusiasmo y sin creer.

 

Si buscas a Dios con todo tu corazón, mente y conciencia, si le buscas con todo lo que hay en ti, Él promete que le encontrarás y te deleitarás de estar en Su presencia.

Dios es sencillo y nosotros complicados

•marzo 29, 2016 • Dejar un comentario

diossencillo

La vida en realidad es sencilla pero nosotros la complicamos. Nos gustan las cosas complejas. Dios en sencillo en todas sus enseñanzas. La religión las complica.

Leí que si un abogado hubiera escrito solamente esta frase del Padre Nuestro: «El pan nuestro de cada día, dánoslo hoy», se leería así:

«Con los debidos respetos, solicitamos y pedimos que, debido a que es necesario hacer una provisión adecuada, en este día y fecha arriba escritos, para satisfacer las necesidades nutricionales de los peticionarios, y para organizar los métodos de almacenamiento y distribución, como se juzgue conveniente y necesario, así como apropiado para asegurar la recepción por y para dichos peticionarios de tal cantidad de productos (llámese pan) se nos conceda la cantidad suficiente de estos productos».

 

Gracias a Dios que él en su bondad ha hecho la vida cristiana sencilla. Ya tomaste lo sencillo de Dios y lo hiciste parte de tu vida?

Si no. Pruébelo hoy.

Que bueno es saber que el Creador de todo lo que existe no se ha colocado lejos de nosotros o ha colocado barreras para que lo alcancemos, sino que aún un niño en su sencillez lo puede tocar por medio de la oración. Lo has alcanzado hoy? Deten ahora lo que haces y dile algo en oración y en forma sencilla le hablas y él en forma sencilla se responde.

Que estén tus ojos abiertos de noche y de día sobre esta casa, sobre este lugar del cual has dicho: Mi nombre estará allí; y que oigas la oración que tu siervo haga en este lugar. 1 Rey 8:29

Yo he oído tu oración y tu ruego que has hecho en mi presencia. 1 Rey 9:29

Vuelve, y di a Ezequías, príncipe de mi pueblo: Así dice el Señor, el Dios de David tu padre: Yo he oído tu oración, y he visto tus lágrimas; he aquí que yo te sano; al tercer día subirás a la casa del Señor. 2 Rey 20:5.

Has un alto y examina tu vida

•febrero 23, 2016 • Dejar un comentario

hombre-pensativo

Cuando todo se pone en tu contra, cuando ves hacia cada lado y solo se muestra un desierto amplio, examinas tu vida y te das cuenta que te sientes vacío, andando por el mundo sin un sentido, y es que todo lo que te ha sucedido a lo mejor ha cambiado tu perspectiva de la vida. De ser una persona entusiasta y motivada, espiritual y de fe, pasaste a ser una persona fría, que contempla con sus ojos como todas las cosas a su alrededor van cambiando.

Y es que a veces llegamos a pensar que todo cambio, que todo a nuestro alrededor ya no es igual, que Dios ya no velo por nosotros como “antes lo hacía”, que algo está pasando. Pero, ¿Será que Dios cambio?, ¿Será que el dejo de hacer lo que hacía en nuestra vida?, o ¿Será que nosotros cambiamos?

A veces creemos que Dios cambio con nosotros, cuando en realidad los que hemos cambiado somos nosotros. Creemos que Dios dejo de la noche a la mañana de hacer las cosas que hacía en nuestra vida, pero la realidad es que nosotros provocamos cada cambio desde que decidimos alejarnos de Él, quizá reemplazándolo por otras cosas que sin darnos cuenta se convirtieron en prioridad en nuestra vida quizá hasta antes que Dios.

Antes de pensar en que Dios cambio contigo, ¿Porque por un momento no piensas en lo que tú has cambiado?, ¿Qué dejaste de hacer que antes hacías?, ¿Qué olvidaste qué antes era tu prioridad?, ¿Qué cosas reemplazaste en tu vida que te llevaron a sentirte vacio?

Si realmente fuéramos sinceros con nosotros mismos nos daríamos cuenta que a veces nos sentimos vacios porque nosotros solos hemos provocado eso, tomando decisiones equivocadas, dejando que las personas afecten nuestra vida, descuidándonos de nuestra relación personal con Dios y poniéndole más atención a cosas vanas.

Quizá hoy te sientes vacío, quizá este día te sientas alejado de Dios, quizá pienses que nada es igual y que nada volverá a ser igual, pero antes de pensar o sentir todo eso hoy quiero invitarte a intentarlo una vez más, hoy quiero invitarte a volver al punto desde donde crees que te detuviste y comenzar a hacer las cosas correctamente cómo lo tendrías que haber hecho.

Examina tu vida, detecta que son las cosas que te están apartando de Dios, detecta que son las cosas que está obstaculizando relación con Dios y ten el valor de hacerlas a un lado.

¿Quieres dejar de sentirte solo, vacío y sin un sentido de vida?, entonces comienza por tomar decisiones valientes que como consecuencia te traerán el gozo del Señor a tu vida.

Nada en la vida tiene más valor que estar bien con Dios, nada en la vida tiene más importancia que sentirte bien delante del Señor y eso solo se logra a través de una comunión real y sincera con Dios.

Hoy te invito a auto examinar tu vida, detectar los errores, solucionarlos, aplicarte, pero sobre todo, tener la voluntad y determinación de salir de ese bache en el que a lo mejor te encuentras y comenzar a depender de Dios a través de una relación intima con Él, pues solo de la mano de Dios podemos salir de las situaciones más difíciles que podamos enfrentar.

 

¡Dios está dispuesto a encontrarse y renovar su relación contigo! ¿Tú lo estás?

 

“Sin embargo, hay algo que no me gusta de ti, y es que ya no me amas tanto como me amabas cuando te hiciste cristiano. Por eso, acuérdate de cómo eras antes, y vuelve a obedecer a Dios. Deja de hacer lo malo, y compórtate como al principio. Si no lo haces, yo iré a castigarte y quitaré tu candelabro de su lugar.” Apocalipsis 2:4-5  (TLA)

 

Enrique Monterroza

 

 

No dudes de su Presencia

•febrero 8, 2016 • Dejar un comentario

images

A veces pareciera que se nos olvida que no estamos solos en las batallas de la vida. A veces nos falta memoria para recordar quién es nuestro Defensor, quien es el que pelea por nosotros o quien es quien cuida de nosotros.

A veces vamos por la vida como huérfanos, como que si no tuviéramos un Padre que nos ama y se preocupa por nosotros.

¿Les ha pasado alguna vez que por alguna razón se sienten solos en una batalla?, hablo de ese sentimiento que nos hace pensar que no vamos a poder y que por alguna razón Dios se ha escondido de nosotros.

Y es que nos es fácil pensar que Dios no está a nuestro lado cuando nos vemos presionados por las circunstancias difíciles de la vida. Tendemos a pensar que Dios no está con nosotros cuando sufrimos o cuando experimentamos un suceso que nos causo dolor.

Se nos hace fácil pensar que Dios se aparto de nosotros porque al auto examinarnos nos damos cuenta que no somos tan bueno o perfectos como quisiéramos ser y por alguna razón eso nos hace pensar que el hecho de no ser tan bueno o perfectos es la razón por la cual Dios se ha ido de nuestro lado.

Pero la verdad es que se nos olvida que DIOS NUNCA SE VA DE NUESTRO LADO y que somos nosotros los que nos alejamos de Él porque creemos que no somos tan bueno como para que Él se fije en nuestros problemas.

 

¿Cuántas veces en lugar de recurrir a Dios en los momentos duros de la vida, decidimos alejarnos de Él?

A veces pareciera que es más fácil alejarnos de Él y enfrentar todo nosotros solos, que acercarnos a Él y dejar que Él pelee por nosotros.

Hoy quiero que sepas que el hecho que estés sufriendo o pasando por algo inesperado que no quisieras pasar, no significa que Dios no esté contigo. El hecho que sientas que todo está en tu contra no significa que Dios no esté a tu lado para sacarte adelante.

A veces se te olvida que es DIOS TODOPODEROSO quien te protege, quien te cuida, quien tiene cuidado de ti.

Pero hay algo que tienes que entender, y es que el hecho que Dios este de tu lado, no significa que no vas a pasar por situaciones difíciles, duras o dolorosas. Independientemente de lo que tengas que enfrentar tienes que saber que Dios está allí mismo contigo.

¿No estaba Dios con Jesús?, pero eso no significo que lo iba a rescatar de esa cruz, el plan era que muriera por ti y por mí en esa cruz, independientemente de lo que le estaba sucediendo, Dios estaba con Jesús.

¿No estaba Dios con Esteban?, aquel hombre que vio la gloria de Dios y que fue muerto apedreado, Dios estaba allí mismo con Esteban a tal punto que mientras era apedreado Esteban encomendó su espíritu a Dios.

¿No estaba Dios con Pablo?, aquel hombre que desde que se convirtió a Cristo predico en muchas ciudades y que a pesar que era apedreado, regresaba a esas mismas ciudades a predicar. Fue encarcelado y ejecutado, pero aun y con todo eso, Dios estaba con Él.

¿No estaba Dios con Juan?, aquel discípulo amado que en sus vejez fue llevado cautivo a la isla de Patmos desde donde Dios le revelo lo que ahora conocemos como: “Apocalipsis”, aun en su cautiverio y su muerte, Dios estaba con él.

A veces creemos que si no estamos bien económicamente, físicamente y emocionalmente, es porque Dios no está con nosotros o se ha alejado de nosotros.

Hoy quiero que sepas que a pesar de cualquier cosa que estés enfrentando, Dios está contigo, Él está allí pendiente de ti, Él sabe tu capacidad de resistencia, Él sabe hasta dónde puede soportar, Él jamás permitiría que sobre ti viniera algo que no puedas soportar y a pesar que sientes que ya no puedes mas, tienes que saber que sí puedes, puedes porque Él está allí contigo sosteniendo esa carga pesada y a pesar de que no lo ves y no lo escuches, sigue están allí, ayudándote a soportar lo insoportable.

Hoy Dios quiere que te pongas de pie y sigas luchando, no puedes darte por vencido, no, menos cuando de tu lado tienes al Poderoso Gigante, menos cuando de tu lado tienes al Todopoderoso quien nunca ha perdido una batalla.

 

“Y pelearán contra ti, pero no te vencerán; porque yo estoy contigo, dice Jehová, para librarte”. Jeremías 1:19

 

No dudes de la presencia de Dios sobre tu vida, porque a pesar que no lo vez y pareciera que no lo sientes, Él está allí cuidando de ti, protegiéndote, guardándote y guiándote.

“No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia”. Isaías 41:10

 

Su plan perfecto se ha echado a andar en tu vida, por lo tanto no tengas miedo, porque Dios tiene todo controlado.

“He aquí, yo estoy contigo, y te guardaré por dondequiera que fueres, y volveré a traerte a esta tierra; porque no te dejaré hasta que haya hecho lo que te he dicho”. Génesis 28:15

 

¿Aun tienes dudas? ¡Dios está contigo!

 
A %d blogueros les gusta esto: