El Éxito Viene de Adentro

“Una mente llena de dudas no se puede concentrar en la victoria.” Arthur Golden

La semana pasada les escribí acerca del gigante que tenemos dentro, y he estado meditando sobre eso, estudiando el capitulo uno de Jeremías. Particularmente me parece muy interesante la conversación que se mantiene entre Dios y el profeta. Te invito a meditarlo, recordando que si lo haces vas a recibir bendición de Dios.

Es probable que te encuentres en una situación donde te has esforzado y por más que te esfuerces no logras arrancar, en ves de ir adelante vas en retroceso, y por más que intentas la oración, el ayuno, el ir a la iglesia, el cumplir con los deberes, no ves que nada bueno suceda en tu vida. No estoy en contra de lo anterior, esas cosas son necesarias pero no es todo, el asunto no es las cosas que hagamos, es lo que somos lo que va a definir nuestra vida.

Antes de yo hacer, primeramente debo ser. Dios me ha dado todo lo que necesito para vivir, me ha dado virtudes, me ha dado talentos y dones para que yo pueda disfrutar la vida. Lo que yo piense y las creencias que yo tengo de mi, me pueden ayudar a construir o derribar mi destino.

Jeremías pensaba que no sabia hablar, el se hacia autosabotaje. ¿Se autosabotea usted? ¿Se ha dicho usted alguna vez “yo no sirvo para eso” o “yo nunca voy a lograrlo”? Muchos de nosotros vivimos autosaboteándonos, vivimos con pensamientos negativos, de fracaso y derrota, y por más que tengamos buenas intenciones de salir adelante no lo logramos ya que debemos cambiar nuestra programación y es lo que Dios hace con Jeremías, le invita a cambiar sus pensamientos, sus palabras, sus emociones y sus acciones.

El Apóstol Pablo no los muestra así: “Y si hago lo que no quiero, ya no soy yo quien lo hace sino el pecado que habita en mí. Así que descubro esta ley: que cuando quiero hacer el bien, me acompaña el mal. Porque en lo íntimo de mi ser me deleito en la ley de Dios; pero me doy cuenta de que en los miembros de mi cuerpo hay otra ley, que es la ley del pecado. Esta ley lucha contra la ley de mi mente, y me tiene cautivo.” Romanos 7:20-23 (NVI)

¿Qué ley gobierna  tu vida? ¿Eres de lo que quieren hacer el bien y no pueden porque están cautivos? ¿Quieres hacer realmente lo que quieres?

“No es esclavo quien no ha nacido en esclavitud”. Pedro Sifontes

Para hacer realmente lo que quieres necesitas aprender a intervenir en tu lenguaje. El lenguaje es generativo, crea realidades. En el coaching decimos que cuando tenemos un lenguaje en acción, tanto el cuerpo como las emociones corresponderán al lenguaje presente. Una emoción por lo tanto tendrá una postura corporal definida y a su vez un lenguaje. De igual forma un cuerpo tendrá una emocionalidad y un lenguaje correspondiente al mismo.

Por ejemplo, en una oportunidad una persona  se encontraba deprimida por una situación familiar y queriamos intervenir en su proceso emocional, cambiando su estado de ánimo, despues de conversar un poco acerca de la situación que estaba viviendo buscamos la manera de cambiar su postura corporal, le invitamos a mirar hacia el cielo, que echara hacia atrás sus hombros y caminara de una manera erguida, al hacer esto su emocionalidad cambió y su lenguaje cambió también.¿Por que sera que nuestra tendencia es bajar la cabeza y mirar hacia abajo cuando estamos deprimidos? Busca siempre mirar hacia arriba y tu perspectiva de la vida cambiará.

Esto es lo que hace Dios con Jeremías al recordarle: “No temas…” “Te he puesto en este día…” “No te vencerán…Yo estoy contigo”. Dios intervino sobre sus emociones y su estado de ánimo. Hizo que Jeremías creciera en confianza, y a medida de su crecimiento y de su caminar los obstáculos se disolverían. Al igual que Jeremiás Dios está contigo como poderoso gigante.

Puedes ver que el éxito de Jeremías no dependía de circunstancias externas, vino de adentro, de su ser interno, lo que significa que cualquiera puede tenerlo.  El éxito en tu matrimonio, en tus negocios, en tu ministerio, en tu vida viene de adentro, no es de las cosas que hagas. Es de lo que tú eres. Tú tienes ADN y sangre de un ganador. ¿Qué necesitas para descubrirlo? ¿Cómo te puedo ayudar? Hoy es el mejor día para salir a ganar.

En amor y liderazgo,

Pedro Sifontes
Coach Personal
info@liderazgocreativo.com
http://www.liderazgocreativo.com

____________________________________

La importancia de la actitud positiva

“El optimismo también puede actuar comopotenciador del bienestar y la salud en aquellas personas que, sin presentar trastornos, quieren mejorar su calidad de vida.” (Seligman, 2002)

¿Qué es una actitud?
Por actitud entendemos aquel juicio evaluativo, organizado a través de la experiencia. Este juicio ejerce una influencia directa sobre la conducta de las personas y ante los objetos y situaciones con los que se relaciona (Allport, 1935).
Constantemente, estamos formando actitudes, las cuales manifestamos de una manera rápida, sin esfuerzo y, en algunas ocasiones, sin tan siquiera darnos cuenta. Esto es algo muy natural en nosotros, como seres humanos.

Formación y composición de las actitudes
Dentro de la estructuración de una actitud podemos identificar tres componentes básicos. Un componente cognitivo, conformado por pensamientos, creencias, actitudes, atribuciones y expectativas. El segundo componente es el afectivo, que hace referencia a las sensaciones placenteras y desagradables que despierta en la persona un objeto o hecho particular. Finalmente, se encuentra el componente comportamental o de acciones concretas.

¿De qué nos sirven las actitudes?
Existen diferentes funciones para las actitudes. Un autor, llamado Katz (1960), identificó cuatro funciones posibles o razones por las que las actitudes nos ayudan:
  • Actitud Utilitaria: Ésta es un instrumento para maximizar la obtención de experiencias satisfactorias y minimizar aquellas que resulten desagradables.
  • Función de Conocimiento: En este caso, las actitudes permiten que las personas comprendan mejor su entorno, al clasificar, dentro de una misma categoría, objetos o situaciones similares.
  • Función expresiva de Valores: A través de las actitudes se da también la expresión de valores propios y de la identidad.
  • Actitudes Defensivas: A veces la adopción de ciertas actitudes van dirigidas a negar, minimizar o evitar algún conflicto interpersonal o emocional.

Actitudes Positivas y Negativas
Las actitudes pueden resultar positivas o negativas, según faciliten u obstruyan el adecuado afrontamiento de los desafíos diarios, el desarrollo personal y la convivencia saludable dentro de la sociedad.
La actitud positiva, aún en circunstancias dolorosas e incomprensibles, tiene el poder de proporcionar paz, seguridad, confianza, fortaleza, alegría, salud, y superación personal. Una persona optimista escoge no dejarse abrumar por el malestar, y se esfuerza por notar la belleza y la bondad que surge tras la lucha contra la dificultad.
Cuando alguien experimenta una actitud negativa hacia una situación u objeto, es comprensible que la persona mantenga una resistencia hacia el cambio de actitud, ya que ha aprendido a mirar las cosas de una forma específica. Sin embargo, si se tiene la apertura para entender y querer identificar cuáles actitudes son más funcionales y beneficiosas, así como cuáles son antagónicas para el propio bienestar, se habrá dado un importante paso hacia el propio crecimiento.


Implementando actitudes positivas.
Algunos consejos prácticos:
*Evitar, en nuestro lenguaje cotidiano, frases que revelan limitantes del potencial, como “no puedo”, “es imposible”, o frases que revelan un pensamiento absolutista, el cual incluye las palabras “todo”, “siempre”, “nunca”.
*Debemos reconocer que hay acontecimientos fuera de nuestro control, centrarnos en la adaptación para reaccionar de la mejor manera ante estas circunstancias, y controlar lo que sí depende de nosotros: nuestra actitud ante los hechos.
*Los errores e intentos infructuosos no deben ser vistos jamás como fracasos, y menos atribuirlos a una naturaleza intrínseca: “soy un fracasado”. Por el contrario, las equivocaciones son circunstanciales, y constituyen el elemento básico para que se dé el aprendizaje.
*Podemos procurar rodearnos de personas que nos incentivan a seguir a adelante, que nos hagan ver cuan agradable es el vivir.
*El trabajo en el área espiritual y el compromiso con una serie de valores y principios, como la solidaridad, el amor y el respeto a las diferencias permiten tener una base sólida sobre la que las actitudes positivas fortalecen su significado.
*Es fundamental ser agradecidos por todo lo que tenemos y con lo que somos.
*Tener confianza en lo que uno mismo tiene para ofrecer al mundo, y sobre todo la perseverancia en lo que hacemos son manifestaciones claras de una actitud positiva.

________________________________________

Instantes


Mike Murdock dice que el concepto que tengamos acerca del tiempo, determinará si nuestro paso por la vida será productivo. “La diferencia mas grande entre el pobre y el poderoso, el desempleado y el empleado, el exitoso y el fracasado, el pobre y el rico, es la opinión que tienen acerca del tiempo”. El tiempo es el único don natural que viene de nacimiento.

Y a propósito de eso, creo que la mayoría desgastamos ese don precioso en pequeñas imbecilidades y en lo qué piensan los demás de nosotros.


Nuestro paso por la tierra es muy corto y no contamos con la chance de una segunda toma. Si le preguntáramos al apóstol Pedro si sería capaz de caminar sobre las aguas otra vez, aún sabiendo que volvería a hundirse, nos diría:


-Claro que sí, tan solo para sentir otra vez sus fuertes brazos, en medio del mar.


En estos años, me he endeudado varias veces y he cometido errores otras tantas. Arriesgué, perdí y gané. He hablado de más y también de menos. He tenido aciertos y fracasos. Pero si pudiera tener veinte años otra vez, haría exactamente todo lo mismo, sin omitir un solo detalle, simplemente para volver a sentir la providencia del Señor a cada paso.

Por otra parte, estoy convencido que el Señor puede hablarnos de diferentes maneras, a través de la Biblia, una predicación, una película, una canción, o aquello que Dios se le antoje utilizar. Y hace muchos años, Dios lo hizo a través de un increíble poema de Jorge Luis Borges al que tituló “Instantes”, aunque me hubiese permitido el atrevimiento de llamarlo “No te pierdas el ahora”. No hace falta decir que fue uno de los mejores escritores que haya existido, pero sin duda, me sorprende como logró reflejar tantas verdades en tan pocas líneas. Damas y caballeros, pasen y vean y después saquen sus propias conclusiones.


“Si pudiera vivir nuevamente mi vida. En la próxima trataría de cometer más errores.

No intentaría ser tan perfecto, me relajaría más. Sería más tonto de lo que he sido, de hecho tomaría muy pocas cosas con seriedad.  Sería menos higiénico.
Correría más riesgos, haría más viajes, contemplaría más atardeceres, subiría más montañas, nadaría más ríos.
Iría a más lugares adonde nunca he ido, comería más helados y menos habas, tendría más problemas reales y menos imaginarios.
Yo fui una de esas personas que vivió sensata y prolíficamente cada minuto de su vida; claro que tuve momentos de alegría.
Pero si pudiera volver atrás trataría de tener solamente buenos momentos.
Por si no lo saben, de eso está hecha la vida, sólo de momentos; no te pierdas el ahora.
Yo era uno de esos que nunca iban a ninguna parte sin termómetro, una bolsa de agua caliente, un paraguas y un paracaídas. Si pudiera volver a vivir, viajaría más liviano.
Si pudiera volver a vivir comenzaría a andar descalzo a principios de la primavera y seguiría así hasta concluir el otoño. Daría más vueltas en calesita, contemplaría más amaneceres y jugaría con más niños, si tuviera otra vez la vida por delante.
Pero ya tengo 85 años y sé que me estoy muriendo”

Dante Gebel

________________________

Hay Un Gigante en Tu Cuerpo

“Si he visto mas allá que otros hombres es porque soy un gigante” Anónimo

Cierto día Napoleón señalando a China en el mapa, hizo la siguiente declaración: “Ahí yace un gigante dormido. Déjenlo dormir. Para cuando despierte, él moverá el mundo”. Transcurrieron dos siglos para nosotros ver hoy en día del despertar de este gigante.
Sin embargo, hace muchos milenios el apóstol Pablo escribió lo siguiente a los Efesios: “y cuán incomparable es la grandeza de su poder a favor de los que creemos. Ese poder es la fuerza grandiosa y eficaz que Dios ejerció en Cristo cuando lo resucitó de entre los muertos y lo sentó a su derecha en las regiones celestiales” Ef.1:19 (NVI).

Aquí podemos ver que hay un poder a favor de los que creen. Hay un poder dentro de ti que todavía no te has dado cuenta que lo tienes. Has venido atravesando situaciones en tu vida ignorando que en ti había un poder. De repente  te has encontrado siendo victima de las circunstancias, de los problemas cuando tu has sido llamado a ser protagonista. Hay un gigante en tu cuerpo dormido que necesitas despertar. Ya has escuchado y quizás has leído unas cuantas veces la historia de David y Goliat. El verdadero gigante fue David porque sabía el poder que habitaba en El debido  a la confianza que tenía en Dios.

La palabra poder  viene del griego: “dúnamis”, tiene diversos significados como fuerza, es poder milagroso, es eficacia, es maravilla, es capacidad, es dar, es potencia, es potestad; todo en nosotros. Ese poder no está destinado para ciertas personas especiales, está destinado a todos los que creen. Si tu crees ya tienes ese poder. Ese poder es el que te va a hacer mas eficaz en la vida, ese poder te va a llevar a mejorar tu vida, tus relaciones. Ese poder te lleva a amar y a servir, ese poder te lleva a dar no a quitar. Recuerda que es el mismo poder de Cristo.

¿Cómo despertar el gigante?

  • 1.    Enójese con usted mismo. ¿Estás cansado de tu manera de vivir? ¿Todo te parece una rutina? ¿No estás disfrutando la vida abundante? Si su respuesta es si,  es tiempo de enojarse consigo mismo pero para bien. No es para que caiga en sentimientos de culpa y frustración, es para que se levante y diga: “Hoy me levanto como un gigante para derrotar a la rutina, a la frustración, a la culpa y a todo aquello que me ha querido mantener dormido”. “Hoy comienzo a vivir en libertad”. Enójese para bien y no volver a caer en lo mismo.
  • 2.    Tenga una visión. Es muy importante que estés claro con lo que quieres. Para tener las cosas que queremos es necesario verlas primeramente. Si no puedes ver a donde quieres llegar nunca llegarás. Para desarrollar una visión necesitas tener sueños y los sueños son los que te hacen crecer.
  • 3.    Tenga Fe. “Sin fe es imposible agradar a Dios”. Antes de conseguir ese resultado que buscas debes creer que ya lo has conseguido sin dudar nada,
  • 4.    Tenga buenos pensamientos y  buenos planes. Quien piensa bien, razona bien y quien razona bien, actuará bien. ¿Cómo son tus pensamientos? ¿Están filtrados y alineados con la Palabra de Dios?  Si piensas de acuerdo a lo que Dios piensa de ti, tú actuarás como un gigante.
  • 5.    Tenga presente siempre esforzarse. La grandeza exige esfuerzo. Si piensas lograr cosas sin que te cuesten nada grande vas a lograr. Debes estar dispuesto siempre a ir por más, dar la milla extra.

El Rey David decía: “No daré nada que no me cueste”
Hoy es tu elección comenzar a vivir como un gigante o seguir viviendo con la vida que llevas. Hoy sabes que hay un poder dentro de ti que es para bendecir a otros mientras tú eres bendecido. No te quedes con ese poder dentro de ti, sal y bendice al mundo.

En amor y liderazgo,

Pedro Sifontes
Coach Personal
info@liderazgocreativo.com
http://www.liderazgocreativo.com

_________________________________________________-

“EL SACRIFICIO DE JESÚS”

sacrificiojesus.jpgTodo en la vida requiere de algún tipo de sacrificio, y Jesús lo vivió en carne propia, siendo el Hijo de Dios no escatimó como algo para aferrarse; y tomó forma de siervo dejando su trono de gloria nos vino a sacar del dolor y a separar de la escoria, ofreciendo su vida en sacrificio vivo por cada uno de nosotros. Con ello nos reconcilió para con el Padre y abrió un nuevo camino para toda la raza humana, un camino de salvación y bendición.

Lo que no cuesta no se aprecia, esto lo decía mi abuelita, madre de mi Papá, quien por años trabajo en un Hotel llamado Fermont Hotel en San Francisco, California en Estados Unidos de Norte América. Ella dio muchos años de su vida en departamento de lavandería de dicha institución, siempre nos recordaba que entre más alto el precio mejor el producto; siempre nos recordaba que nada es gratis en la vida y que nada se aprecia si no nos ha costado sangre.

El sacrificio de Jesús ha sido el máximo precio jamás pagado por obtener libertad, fue Él quien con su cuerpo pagó por la libertad de miles, de todos aquellos que creemos en su nombre; todos aquellos que le confesamos como Señor y Salvador. La problemática surgió por la presencia del pecado en el hombre, fue allí donde nace la separación de Dios para con el hombre o la separación del hombre para con Dios; cosas que hoy por medio de Jesús son ya del pasado.

Jesús pagó el saldo que todo hombre adeudaba, Jesús quitó el dolor de todo corazón que en Él encuentra a través de la oración su sanación; Jesús fue el sacrificio perfecto por el cual hoy podemos decir Abba Padre. Ese sacrificio nos alejó del precipicio de la perdición, sanó todo corazón, a muchos nos devolvió la razón de vivir y existir; y ahora nos motiva a seguir en la lucha diaria de proclamar el evangelio de las buenas nuevas de Salvación.

Por ello, hoy podemos decir que a cualquier situación Jesús es la solución; no tardes en reconocerle, no demores en invocarle; pues entre más tardes más te pierdes de sus maravillas y tesoros espirituales, esos tesoros que no se encuentran en los antiguos rituales y mucho menos en la religión que reinó por años en cada corazón. Hoy es día de reconocer el sacrificio de Jesús y construir el edificio de tus sueños, esos sueños que hoy por hoy no tienen dueños, pues creemos que somos libres pensadores cuando en realidad somos simples pecadores.

El sacrifico de Jesús no fue en vano, lo hizo para alcanzar hasta al más enano; lo hizo pensando en ti mi hermano, no corras por la vida en vano, actúa con sabiduría y sensatez, será Él quien sacará tu vida de la escases. Dará a tu vida mayor madurez, te devolverá el mañana de tu vida mostrando por medio de Jesús la salida. Espero que hoy no me ignores y en tu tiempo libre a Jesús implores, reconócelo como Salvador e invítale a ser tu Señor. Entonces entenderás que el sacrificio no fue en vano, gracias Jesús por la vida de cada uno de mis hermanos.

Pastor Beltrand

________________________________________

Hoy… El Señor Me Dará Lo Que Necesito.

El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas? Romanos 8:32

Si bien no tenemos aquí una promesa formal, sin embargo realmente lo es, y más que una promesa, es un conglomerado de promesas: rubíes, esmeraldas y diamantes engarzados en relicario de oro.
La pregunta y respuesta de nuestro texto en manera alguna pueden causar ansiedad en nuestro corazón.

¿Qué cosa podrá negarnos el Señor después de habernos dado a su propio Hijo?
Si tenemos necesidad de las cosas que hay en el cielo y en la tierra, ciertamente nos las dará, porque si hubiese habido límite en los dones de su amor, no habría entregado a su Unigénito.

¿De qué estoy necesitado en este momento?
Sólo me queda pedírselo.
Puedo hacerlo en reiteradas instancias, mas no como si tuviera que arrancar por la fuerza de la mano del Señor un don que se da de mala gana.
Dios lo concede gratuitamente.
De su propia voluntad nos dio a su propio Hijo.
A buen seguro que a nadie se le hubiera ocurrido pedirle semejante don.
Sería presuntuoso exigírselo.

Él nos ha dado espontánea y libremente a su Hijo amado, y siendo así, ¿puedes, alma mía, desconfiar de que tu Padre celestial te conceda todas las cosas?
Si la fuerza fuera necesaria, tu pobre oración sería nula ante su omnipotencia; empero su amor, a manera de manantial, brota de su corazón y es sobreabundante para satisfacer todas tus necesidades.

Hoy estoy seguro de que no estoy desamparado, sino que el Eterno está a mi lado para fortalecerme y no negarme su bondad y amor.

Señor, Gracias por darme lo más preciado del mundo y la eternidad. Tu amado hijo. Gracias Señor, hoy se que  aunque tenga necesidades…ninguna de ellas estará desatendida por tu amor y misericordia. Amén.

Charles Spurgeon
Libro De Cheques del Banco de La Fe.

_____________________________________

El poder del querer


quereespoder.jpgMuchos son los que seguían a Jesús a la largo de las calles y ministerio, hasta más de alguno que estaba en adulterio; mujeres y hombres por igual sabían que era mejor que visitar un Hospital. Fueron finalmente pocos los inteligentes y menos los decentes, pocos los contribuyentes al arduo trabajo que vino a realizar aquí abajo. Pero todos los que le vieron algo bueno recibieron, sanidades entre otras novedades; perdón de pecados, salvación por hacer más de una mención, pero la realidad es que esto no era mera casualidad, esta era su misión cambiar e impactar a cada corazón.

¿Dígame usted si eso no es querer? Jesús siempre ha querido reconciliar al hombre mayormente engreído como también al agrandado que le ha hecho a él a un lado, todos podemos tenerle, todos podernos quererle; querer es poder. No dudo que en este momento estás pensando muy adentro de tu corazón, y diciendo este pastorcito tontito tiene la razón; lo digo con propiedad, Cristo a mí me mostró mi realidad, que estaba muerto en pecado y que de Él yo me había olvidado y hasta en determinado momento avergonzado.

Jesús siempre preguntaba a quién podía ayudar de toda la majada, ciegos, pobres, ricos y deformes encontraron en Él sus uniformes; todos por su gracia salieron juntos de sus desgracias, dejando atrás su pasado que los tenía muy dañados. Querer es poder, una dieta funciona si te propones cumplirla; de igual manera el Cristianismo cambia personas no importando las zonas donde estos vivan, si toman ron o tragan saliva. ¿Cuánto tiempo más esperarás para negar a Jesús y su amor eficaz?

Querer es poder, no esperes a tu vejez para dejar tu altivez; esto no te lleva a nada y te separará de la mara (cristianos felices). Únete a un equipo ganador y ponle a tu vida mayor sabor, olvida hoy tu pasado que nada te ha dejado, rasguños y puños es todo lo que la vida te ofrece cuando a Jesús desobedeces; muchos ya se unieron a este movimiento y sacaron todo lo que tenían dentro, no dejando olvidados a los principales invitados: Dios Padre, su Hijo Jesús y a su Espíritu Santo. Querer es poder, anímate a nacer de nuevo a la familia de Dios.

Pastor Beltàn

___________________________________________________

Consintiéndose a sí misma

El diario vivir de una mujer es, por lo general, un espacio en que las actividades cotidianas se convierten en abrumadoras tareas realizadas en favor de quienes la rodean.   El día a día se desarrolla a menudo en torno al cuido de los niños/as, preparar y servir la comida, realizar los demás quehaceres de la casa y cumplir eficientemente nuestro trabajo fuera del hogar.

Esta dinámica se ha vuelto tan habitual, que en la mayoría de los casos, una mujer se olvide de ella misma y pierda de vista que además de ser madre, esposa, ama de casa y trabajadora, es ante todo mujer.  La capacidad de servicio a los demás, que la mayoría de mujeres desarrolla como producto de su formación social, hace que una mujer llegue a poner en último lugar de su lista de prioridades el cuidarse a sí misma, en algunos casos, incluso ha perdido completamente la intensión de hacerlo ya que no se considera merecedora de un espacio propio.
Sabemos que es difícil saberse mujer atrapada en el “corre, corre” de lo cotidiano y que muchas veces ni siquiera hay tiempo de reflexionar acerca de esto.
A continuación una lista de algunos consejos útiles que pueden ayudar para este tipo de situación, si este es su caso.
  • Hagamos un alto y reflexionemos ¿cómo es nuestra vida?, ¿nos agrada todo lo que hacemos?
  • Organicemos nuestro tiempo, haciendo una lista de las cosas que realizamos día a día. Debemos considerar en la organización de nuestro tiempo, un espacio para nosotras.
  • Dediquemos una parte del día para nosotras, para repasar nuestras virtudes, leer, escuchar música, etc. Debemos procurar cumplir este propósito.
  • Decidamos tener espacios propios, las respuestas a las siguientes preguntas nos ayudarán a decidir que hacer en estos espacios: ¿qué nos gusta hacer?, ¿qué necesitamos para realizarlo?, ¿dónde y cuándo nos sentimos bien?
  • Busquemos nuestro tesoro, ¡apasionándonos por algo!.
  • Reconozcamos nuestros sentimientos, brindándonos un espacio para convencernos de que “tenemos derecho a sentirnos así.”
  • Hay que tener valor para arriesgarse a lograr los sueños y proponerse hacerlos realidad.
  • Debemos fijarnos metas y perseverar en ellas.
  • Hay que cultivar amistades. Debemos apartar un tiempo para compartir con amigos y amigas.
  • Debemos hacer un esfuerzo por regalarnos algo que siempre hayamos deseado. No debemos negarnos cosas para nosotras mismas, cuando estas se encuentran dentro de nuestras posibilidades.
  • Amemos lo que poseemos.
  • Tengamos sueños, anhelos, pero no fijemos la esperanza y felicidad en ellos.
  • Intentemos aprender algo que siempre hayamos anhelado.
  • Si hemos dejado algún proyecto inconcluso, y aún es de interés, procuremos terminarlo.
  • Si diferentes circunstancias de la vida nos han dejado huella, aprendamos que el pasado no siempre determina el futuro. No es posible cambiar lo qué pasó, pero sí se puede tener una actitud diferente ante circunstancias similares en el presente.
  • Son muchos los obstáculos que pueden impedir lograr ocuparnos de nosotras mismas, pero recordemos que nuestro que espacio es importante para nuestra salud emocional.
  • Al final del día revisemos y evaluemos lo que hicimos en beneficio propio.
  • Confiemos en nuestras capacidades para realizar las cosas.
  • Hagamos el esfuerzo de dirigirnos a nosotras mismas con palabras positivas
  • Procuremos conocernos a nosotras mismas. Hagamos una lista de nuestras cualidades.
  • Digamos gracias a los elogios que nos hagan.
  • Seamos dueñas de nuestras actitudes, pensamientos y sentimientos.
  • Procuremos declararnos amor a nosotras mismas.
Recordemos querer es poder. Decida hoy mismo invertir tiempo y esfuerzo en cuidar de sí misma.

Por Laura Alvarez

____________________

Hoy… Seré Libre De Aflicción

Bastante te he afligido; no te afligiré ya más. Nahúm 1:12.

Las aflicciones tienen sus limites. Dios las permite, y cuando le place las retira.
Suspiras diciendo: ¿cuándo llegará el fin?
Acuérdate de que tus penas ciertamente desaparecerán algún día: cuando termine ésta, nuestra vida terrenal.

Mientras tanto, esperemos en silencio y acatemos con paciencia la voluntad del Señor hasta que venga.
Entre tanto, nuestro Padre Celestial aparta la vara de su disciplina cuando ya se han cumplido sobre nosotros sus designios.
Cuando con su látigo haya arrojado todas nuestras locuras, cesarán los azotes.

Y si la aflicción ha sido enviada para probarnos, con el fin de que nuestros corazones glorifiquen al Señor, estemos ciertos de que la prueba terminará tan pronto como Dios haya sido glorificado con el testimonio de nuestra fe.

Hemos de desear, pues, que no cese la aflicción hasta tanto que hayamos podido tributar a Dios toda la honra que podemos darle.
Tal vez hoy habrá bonanza.

¿Quién sabe si estas olas furiosas no se tornarán algún día en mar de vidrio y
las aves marinas puedan posarse sobre su apacible superficie?

Después de una larga tribulación se levanta el trillo de la era, y el trigo reposa en el granero.
Tal vez, al cabo de pocas horas, nuestro gozo sobrepujará nuestra pasada tristeza. Para el Señor no es difícil trocar la noche en día.

El que amontona las nubes en el cielo puede también disiparlas.
Cobremos ánimo.
En adelante todo irá mejor, y anticipadamente entonemos un aleluya
Regocijado.

Hoy..confío en él que no seré afligido. El Señor me extenderá su mano poderosa.

Señor, Gracias porque en ti confío y espero. Tú eres mi amado salvador. SE que aún en medio de la aflicción me sostendrás. Amén.

Charles Spurgeon.
Libro De Cheques Del Banco De La fe.

__________________________

¿Estoy Malgastando Mi Vida?

“Estar preparado es importante, saber esperar lo es aún más, pero aprovechar el momento adecuado es la clave de la vida.”Arthur Schnitzler

Vivimos en una época donde los días son malos y es necesario saber aprovechar bien el tiempo. El tiempo es vida y muchas veces lo malgastamos en cosas que no nos aprovechan o benefician. Ahora no solamente malgastamos nuestro tiempo, también lo hacemos con nuestros talentos y nuestro dinero.  Y lo mas triste es que nos quejamos de por que Dios nos tiene así en esa situación. ¿Quieres saber la causa?

“…pues por falta de conocimiento mi pueblo ha sido destruido.” Oseas 4:6 (NVI)

“Por tanto, mi pueblo es llevado cautivo, porque no tiene conocimiento, sus nobles se mueren de hambre  y la multitud está seca de sed.” Isaías 5:13 (RV1995)

La mayoría de las personas se lanzan por la vida sin conocimiento de su propósito, sin conocimiento de sus talentos y recursos que tiene, y uno de ellos es el tiempo. Es por ello que viene la destrucción y la cautividad a nuestras vidas, y esto tiene que ver con no disfrutar la vida y el no saber manejar los momentos difíciles. Todos anhelamos buenas relaciones, buenos matrimonios, buenas carreras, buenos negocios e inclusive buenos ministerios y muchos piensan que lo pueden lograr haciendo y haciendo cosas, y ese es el camino equivocado. El camino correcto es ser  antes de hacer, y no hacer para luego ser. Cuando tú descubres quien eres tienes la mitad de la vida ganada. ¿Quién soy?

Te has preguntado ¿Quién soy? Esta es una de las preguntas más intrigantes de la vida. La razón de que no te haces esa pregunta es porque te has centrado más en lo externo, en lo que dirán de ti, que en conocerte internamente.  Te has preocupado por vivir una vida que no es la tuya y así has malgastado tu tiempo. Te has ocupado en contentar a los demás y tú no estás contento o contenta contigo mismo, hay un vacio en ti, hay una tristeza y es conocida como la falta de propósito.

La vida es una sola, no hay otra y Dios ha establecido el tiempo que debemos vivir, por lo tanto buscar vivir tu vida, una vida autentica, una vida de amor y servicio, una vida de entrega y pasión por lo que haces. Una vida que glorifique a Dios, ya que somos creación de El. Dios no busca tu destrucción, ni desea tu fracaso en tu matrimonio o en tu negocio o ministerio, sus planes son de bienestar.

Dime ¿Qué clase de vida quieres tener? ¿Quieres seguir malgastando tu vida? O ¿Quieres seguir aprovechando tu vida? ¿Qué clase de esposo(a) quieres ser? ¿Qué clase de padre o madre quieres ser? ¿Quieres vivir tu vida o la vida de otro?

Hoy es el mejor momento para dejar de derrochar el tiempo y los talentos que tienes, es tiempo para comenzar a ser quien has sido llamado a ser. Es tiempo de salir del yugo de la esclavitud y comenzar a vivir en libertad. Es tiempo que dejes salir el mejor perfume dentro de ti. ¿Estas listo para comenzar a vivir la vida que Dios quiere que vivas? Cuando descubras quien eres comenzaras a elevarte y remontarte a las alturas.

En amor y liderazgo,

Pedro Sifontes
Coach Personal
info@liderazgocreativo.com

_____________________________________________

“EL VALOR DE LOS DETALLES EN LA VIDA”

detalles.jpgLa verdadera felicidad radica en hacer felices a otros, si estás buscando la felicidad en tu orgullo o soledad estás errado; será necesario reconsiderar lo que hoy estás haciendo por ayudar a todos los que te rodean y conforman tu círculo íntimo o círculo social. La felicidad está ligada a la empatía que sientes por las necesidades de otros, para ser feliz comienza hoy a sembrar en otros.

Jesús a lo largo de su vida nos mostró con cariño y paciencia lo lindo de pensar en otros antes que en nosotros mismos. Con ello nos mostró el verdadero significado de la palabra servicio, dejando claramente marcada la ruta a seguir en nuestra vida diaria; entonces qué esperas tú para reencontrarte con tu felicidad, ella no está tan lejos como te lo plantean los canales de televisión, ella radica en tu corazón.

Cuánta gente aún recuerda los detalles del Maestro, quien no escatimando su Deidad se humillo por nosotros hasta llegar a la muerte y muerte de Cruz; estoy seguro que Él en su infinito conocimiento o Omnisciencia pensó en lo futuro, en la alegría que con su muerte traería como si Él mismo se sacara la lotería. Fue un hecho inspirador lo que por nosotros hizo el Salvador, sufriendo en la cruz gran dolor.

Amigos los detalles son la alegría, los detalles como una simple quesadilla, una llamada, una palabra de aliento de esas que todos necesitamos por dentro; vamos, tú tienes la capacidad de borrar el pasado y vivir en verdadera libertad. Dale valor a la vida siembra hoy para cosechar mañana, siembra hoy y todos los días de la semana; no dudes que Dios no es ciego, conoce tu corazón, Él sabe si es sincero, es por ello que hoy te invito a que llames a alguien y le digas cuánto le amas.

No descuides los detalles, pues son estos los que hoy faltan en nuestras calles; todos velan por lo propio olvidando con ello los principios Cristianos, que ante Dios todos somos como hermanos; cuidemos pues los unos de los otros y no dudemos en sembrar los unos en los otros. Solo así encontraremos la paz y echaremos fuera al odio que es un fruto de los hijos de Satanás, levanta hoy el teléfono, escribe un poema o canta una canción; no olvides que al hacerlo elevamos nuestro corazón.

http://blogs.laprensagrafica.com/cristiano/

_______________________________

La amistad: ojos fijos en el mismo horizonte

En cada persona hay una necesidad natural de vincularse, de necesitar y de ser necesitada por otros. Nuestro ciclo vital presenta muchas situaciones en las que se experimenta esa condición de afecto: la familia, la relación de pareja, o las relaciones de compañerismo laboral o estudiantil. Sin embargo, ninguna de estas relaciones es, necesariamente, una amistad. Esto, porque la amistad es el amor humano más libre; más auténtico. La amistad se da porque uno es uno mismo y, en su libertad, se mantiene cerca de otra persona, para ser amigos.

La palabra “amigo”, en nuestros días, se usa con mucha ligereza. Oímos constantemente a las personas decir que tienen muchos amigos, pero que pocos son amigos de verdad. La amistad se vuelve, entonces, la más popular y, contradictoriamente, la más aristocrática de las relaciones: vivimos bajo la noción de que todos pueden ser amigos, pero solo “unos cuantos elegidos” son verdaderas amistades.

Antes de hablar acerca de lo que caracteriza una relación de amistad, es importante hablar de las motivaciones por las que, como sociedad, necesitamos usar esa palabra: “Te presento a José, es un amigo”; “Voy a salir con mis amigos”; “Esa es una oportunidad para conocer nuevos amigos”. ¡Nos encanta llamarnos amigos y decir que tenemos muchos! Y no es para menos. Como seres humanos, nos gusta estar acompañamos de personas que nos motivan y a quienes apreciamos: nos permite hacer mejores trabajos, disfrutar más plenamente de las cosas bellas de la vida y atravesar las experiencias en una forma más profunda.

Ahora bien, la amistad es agradable. Pero algunos podrían concluir que no es absolutamente necesaria. Podríamos plantear el experimento de vivir sin ser amigos. Si la amistad no existiera, aún nacerían bebés, los trabajos podrían continuar realizándose y los hijos e hijas podrían seguir siendo criados bajo estándares sociales mas o menos aceptables. Aún más, la amistad, en la mente de algunos podría ser del todo prescindible. No obstante, algo en nuestro corazón se resiste ante ese pensamiento. Si bien, podríamos vivir sin ser amigos, no deseamos hacerlo. La sola idea hace que muchas experiencias pierdan su atractivo y toda relación humana se vuelva insípida. Socialmente, deseamos que la amistad caracterice nuestras vidas y, por tanto, nos enfocamos fuertemente en dar la apariencia de que tenemos muchos amigos.
Sin embargo, tener amistades, solo por el hecho de tenerlas, es una contradicción a la amistad en sí. El ser un buen amigo es una vivencia maravillosa, pero ésta debe ser entendida y reconocida para poder ser buscada y encontrada. C.S. Lewis describe cómo existe un sutil y exquisito placer en la cooperación mutua: en respetarnos y comprendernos de forma personal. Así, la amistad nace, en un primer momento, de un mero compañerismo, donde dos o más personas descubren que tienen algo en común, sea algún tipo de introspección o de interés. Instantáneamente, experimentan la compañía del otro ante su visión del mundo: ante ese ALGO que los une.

La amistad es inclusiva. Los amantes anhelan la privacidad y su relación se basa en mirarse cara a cara. Los amigos, por otro lado, miran, simultáneamente, hacia un mismo punto y se acompañan, caminando lado a lado, con los ojos fijos en el mismo horizonte. Cuando dos personas encuentran el gozo de la amistad, a lo largo de un camino que aún es impredecible, desean incluir a un tercer acompañante. Y a un cuarto. Y a un quinto. Porque lo fundamental no es “lo que mi amigo puede hacer por mí”, sino ése ALGO que es más importante que ellos mismos, pero que exploran juntos. Y entre más amigos, mejor. Así, las relaciones adolescentes, fundamentadas en la competencia de obtener el título de “mejor amigo” o “mejor amiga” (sin pena de que el otro o la otra se resienta), son relaciones que se han distanciado de la amistad y se aproximan más a “la posesión”.
Emerson lo decía, al plantear que la pregunta “¿Me amas?”, en el caso del amigo, significa “¿Ves la misma verdad que yo?” o, mejor dicho, “¿Te importa tanto como a mí, esta verdad, aún si la ves en forma diferente?” Aquel que responde “sí”, es un amigo. Aún cuando las opiniones difieran, ambos consideran que la búsqueda es importante. Al final, se están reconociendo como seres humanos que se aceptan y deciden acompañarse en la procura de ese ALGO.

Es por esto que las personas que desean tener amigos, por el simple hecho de “tener amigos”, pueden llegar a sentir que no los encuentran. La condición básica para una amistad es que la persona misma desee y busque alguna cosa o vivencia, que no sea la amistad en sí. Ser amigos se trata de compartir, aún si el ALGO del cual hablamos es únicamente el entusiasmo por un pasatiempo, una tarea de trabajo, o la búsqueda de respuestas ante problemas relevantes para ambos.
Algunas características básicas para el desarrollo de una amistad son las siguientes:
  • La igualdad: no se trata, necesariamente, de ser idénticos en lo referente a cultura, procedencia social o educación. En este caso, la igualdad se refiere a sentir que pueden escucharse y tratar de comprenderse cuando intentan intercambiar ideas y opiniones. En sentido figurado, es hablar el mismo idioma. Se trata de una igualdad aproximada, donde algunos rasgos similares permiten que la compañía y el compartir de intereses fluya con mayor naturalidad.
  • La cercanía: La compañía constante es una característica básica de la amistad. Nos permite conocernos. El amigo es quien busca algo, que la otra persona también está buscando. En esta época de llamadas internacionales, correo electrónico y celular, entre otros medios de comunicación accesibles e inmediatos, la cercanía no necesariamente debe ser física. Pero sí debe ser constante y caracterizada por la autenticidad y por la lealtad.
  • La disponibilidad: Se trata del tiempo para compartir. El amigo no es quien, en forma únicamente transitoria y por efecto de las circunstancias, resultó estar a mi lado. Se trata, más bien, de las personas que, al definirse como amigas, se hacen compañía y toman la iniciativa de hacerse presentes cuando el amigo o amiga se encuentra en situación de necesidad.
La amistad, como se dijo anteriormente, es la más popular de las relaciones humanas: el ser ciudadanos de la misma nación, el compartir deseos semejantes de justicia y de paz; el tener una misma misión laboral, social o espiritual, ya nos sitúa en condiciones adecuadas para un compañerismo que propicie la amistad. En realidad, compartimos las bases de igualdad y de cercanía con muchísimas personas. Pero, a partir de ahí, los amigos son pocos. Es entonces que la amistad es la más aristocrática de las relaciones humanas, ya que los verdaderos amigos son los que perseveran. Los que se hacen disponibles. Los que, además de ese ALGO común, deciden que la vida del amigo es preciosa y merece cuidado.
La amistad es el amor más libre, pero también el más comprometido. Esto, porque es voluntario. ¿No es así como pensamos, a veces, en Dios? Concebimos al Creador como Alguien que, en lugar de obligarnos a amarlo en forma automática, prefiere que, en libertad, lo conozcamos, lo amemos y nos avoquemos a amar a nuestros semejantes.
En fin, el amor auténtico, ofrecido con libertad y voluntad, es el amor del amigo. Y, tal como dijo Jesús, el mejor amigo de todos: “no hay amor más grande que el dar la vida por sus amigos”.

Por Claire de Mézerville

________________________________________________________________________________________________________

Seamos personas de influencia


Permítame hacerle una pregunta: ¿qué piensa sobre la palabra influencia? Talvez por su mente pasan muchas ideas, por ejemplo, si hablamos de hijos, puede que se tenga la imagen de una influencia que se quiera ejercer sobre ellos, con valores morales, éticos  y espirituales.
Ahora bien, si se piensa en los amigos de los hijos, en los lugares que visitan, o incluso los programas de televisión y radio que prefieren, estos podrían percibirse, ocasionalmente, como malas o buenas influencias.
Inclusive, cuando se recuerda el ambiente, ya sea laboral o de estudios, se puede notar que la influencia se experimenta más intensamente, ya sea en la figura del jefe, profesores, compañeros de trabajo, amigos u otras personas que le rodean. Sentir el efecto de los demás, es una experiencia inevitable, donde quiera que la persona se desenvuelva.
La palabra influencia, según la Vigésima Segunda edición del Diccionario de la Real Academia Española, es la habilidad de ejercer poder sobre otros, de cambiar su actitud o forma de pensar sobre cierto tema o situación. Es importante tomar en cuenta que el carisma, la confianza que se emana o incluso la alegría que se puede trasmitir a otros; influencia –con gran poder- a todos los que se tenga contacto, brindando inspiración para sus vidas.
En relación a esto, el respeto hacia los demás es un elemento vital para poder influenciar a otros. El optimismo y la confianza que se puede trasmitir a los demás, es una manera poderosa de nutrir sus vidas, de apoyarlos en los momentos difíciles con muestras de cariño y, sobretodo, de comprensión.
¿Se considera usted una persona influyente? Para ser una persona de influencia, debemos ser íntegros en nuestra manera de pensar y de actuar, debemos escuchar a los demás y tratar de entender a aquellos que se acercan a nosotros. Esto significa ser más empáticos, más comprensivos y hasta más expresivos con los que están cerca de nosotros. Escuchar sin juzgar, un abrazo en medio de la angustia, o una conversación amena que rompa el silencio, pueden ser factores que influyan y ayuden a un individuo a ser una persona más feliz.
Aunque muchas veces la influencia puede ser mal utilizada, por ejemplo, cuando se abusa de una posición de poder en un cargo laboral o cuando instamos a otros a hacer cosas que no son apropiadas, estamos en el deber de devolver su verdadero propósito a nuestra capacidad de influencia: impactar a toda una generación, cultura, familia e incluso, ayudar a todos aquellos que son vulnerables, o se sienten excluidos por la sociedad.
Usted puede ser un modelo digno de imitar. Puede ser motivador, mentor y multiplicador de buenas acciones; sembrando esperanza en los corazones que la necesitan y confianza en aquellos que desean explotar su potencial. Una clave importante para ser influyente en la vida de los otros es la honestidad, la sencillez y sobretodo, el agradecimiento por lo que se tiene. Esto le motivará a valorar la esencia de un corazón noble y, al cultivar la integridad, la capacidad de influencia generará una imagen más genuina.
Henry Ward Beecher, un prominente orador estadounidense de finales del siglo 19, mencionó lo siguiente: “Aun la más humilde de las personas ejerce alguna influencia sobre los demás, sea ésta buena o mala”.
La vida nos da la oportunidad de conocer personas que, de una manera u otra, nos pueden influenciar para vivir mejor. Está en nuestras manos tomar esas cualidades para guiar a otros a crecer y caminar hacia un mejor futuro. Una mano amiga en tiempos de tristeza, una palabra de consuelo en medio de la desesperanza o una sonrisa a pesar de las angustia, puede impactar el corazón de un individuo.
Ya sea que usted se desempeñe como líder, como padre o madre, amigo, o jefe, recuerde que tiene en sus manos una gran responsabilidad: llenar de influencia motivadora a los que estén a tu alrededor, particularmente si hay personas a su cargo.
Seamos guías, mentores y amigos de todos aquellos que necesiten una influencia positiva para vivir en estos tiempos en que las relaciones sociales se tornan cada vez más difíciles y distantes. Nuestra sociedad necesita más hombres y mujeres que animen y motiven a otros a luchar por sus ideales, por sus sueños y que puedan formar a otros para influir de forma carismática en nuestras comunidades. Compartamos este desafío y procuremos mejorar de forma concreta nuestro presente, sin duda alguna esto tendrá un impacto positivo en el futuro de las generaciones venideras.

Por Wendy Cortés B.

_________________________________________________

Plan De Vida Para Un Nuevo Año.


El nuevo año te invita a “volver a empezar” ó “elegir como seguir”…

Prepararnos para vivir un año a pleno requiere ocuparnos de nuestro cuerpo y alimentar el alma evitando los excesos de “exigencias”, de rencores y desánimo y que no falten “consideraciones” hacia nosotros mismos, como para los demás, gestos de perdón o gratitud, abrazos y charlas intimas, sueños y proyectos…
Este artículo sugiere:
 Hacer un balance del año vivido. Reflexionar cuál es su estado actual y en qué quiere modificarlo.
v Tomar conciencia de su capacidad y responsabilidad para planificar como quiere vivir el nuevo año. 
 Fijar el Plan de vida del nuevo año a través de conductas concretas. Establecer los objetivos y las metas que se proponga para este año en las distintas áreas de su vida (pareja, familia, amigos, trabajo, estudio, etc).
Este año es el primer año de vida del resto de tus años…. una oportunidad para elegir lo que querés que te acompañe y sea parte de tu año, y para despedir o soltar lo que no querés que siga con vos. 
Es un tiempo de reflexión
1) ¿Cuál es la mejor actitud para iniciar un nuevo año?
Una actitud reflexiva, para repensar lo pasado; humilde, para reconocer errores y esperanzadora, para proyectar un año nuevo. 
Balance…no es solo para contadores..
Al comenzar este año es importante hacer un balance del 2009. Implica detectar los “ingresos” (los bienes que incorporé a mi vida): afectos, conocimientos, recursos materiales, virtudes; qué recibí?; qué decisiones acertadas tomé?, qué sumó vida a mi año? 
Enumerar los “egresos”: qué dí?, qué invertí?, qué conductas equivocadas tuve?, qué perdí?, que dañé o descuidé?. 
Detallar las “ganancias”: valorar los aciertos, las puertas que abrí, las heridas que cerré, lo que logré (en el área física, emocional, mental). 

Programando metas para el nuevo año
¿Programamos nuestra vida o tenemos un destino marcado?
El destino es la consecuencia de nuestras elecciones, de lo contrario no seríamos seres esencialmente libres. Hablar de metas, es hablar de responsabilidad, de elección y esto se opone al concepto de destino o de vida ya programada.
El hombre quiso conocer su futuro desde tiempos inmemorables, para lo cual apeló a los brujos, oráculos y otros representantes de lo oculto, producto esto entre otras de la ignorancia.
En la actualidad masas confían en astrólogos, futurólogos, videntes con los mismos fines: conocer el futuro, la fecha de su muerte, como le irá en el amor, el trabajo; sin embargo científicos del comportamiento humano han reemplazado el concepto mágico de “destino” por la noción del “argumento de vida” (programa o plan) concebido en la infancia, en base a las influencias parentales que luego se olvida o reprime pero continúa sus efectos.
Si bien es imposible predecir el destino, si es posible detectar el argumento (el programa de nuestra biocomputadora: cerebro) y hacer modificaciones o reparaciones. El programa tiene ciertas capacidades, limitaciones, hay cosas que las puedo hacer y otras no, puedo estar mejor programado para desempeñarme bien en conductas referidas al trabajo o en la vida efectiva y no tanto para la vida social y los deportes, por ejemplo; o tener buenos modelos para desarrollar un talento artístico y menos para lo intelectual, o un programa limitado para desarrollar actitudes de disfrute y descanso, y estar programado para el esfuerzo y el trabajo, etc.
Hay infinidad de combinaciones pero lo bueno es que en todas hay aspectos valiosos y otros potencialmente útiles para vivir mejor.
¿Podemos cambiar nuestro programa?
Los humanos tenemos capacidad ilimitada de cambios, de aprendizaje; distinto a los animales inferiores, como insectos, que poseen un margen muy pequeño para desviarse de su programación genética. Toda nuestra vida dependerá en parte del entorno o mundo familiar donde fuimos criados. 
Formamos ese programa bajo influencia parental o familiar y este dirige la conducta en los aspectos más importantes (nuestra vida efectiva, nuestra manera de pensar y actuar). Dicho plan es inconsciente mayormente. La investigaciones muestran que esto sucede en lo positivo como lo negativo, aprendemos lo que vale la pena repetir y también repetimos los modelos que tampoco fueron buenos para nuestros antecesores. Pero siempre existe un grado de libertad de decisión.
Programar metas?
Programar, según el diccionario de la Real Academia significa “declaración de lo que se piensa hacer”. Declarar con nuestra voz a nosotros mismos o a alguien lo que desearíamos lograr le da poder a lo que decimos, funciona como un edicto.
¿Qué es una meta?
Meta significa dar fin a una obra, con lo cual implica que hay un trabajo que realizar, conductas y herramientas a utilizar… una obra que emprender.
2) ¿Es bueno tener pocos o muchos proyectos? ¿Grandes o modestos?.
El secreto esta en la planificación y la administración del tiempo. Las posibilidades o recursos con los que se cuentan pueden definir si es grande o modesto. De todos modos juega un papel muy importante, lo subjetivo, por ejemplo: si el proyecto responde a un sueño personal tendrá una significación diferente a si se trata de una expectativa social. En cuanto a la cantidad, el tiempo nos ordena, nos da la medida o magnitud de los proyectos . A veces es preferible menos frutos pero grandes y bien cuidados que muchos y pequeños. La rama sobrecargada de manzanas se puede quebrar.
3) ¿Es bueno no tener proyectos?
No. Si sabemos a donde vamos, tenemos garantizados un 50% del éxito, para lo cual es conveniente dedicar parte de nuestro tiempo para encontrar nuestro “norte”, para proyectar, supervisar y evaluar como vamos y hacer ajustes. Tener en claro nuestra meta. El detalle del plan (los pasos concretos que tenemos que hacer) es el mapa con su hoja de ruta, que nos guía en el camino.
La fijación de objetivos de cambio o metas de vida es uno de los procedimientos fundamentales que debemos realizar al iniciar este año.
Aunque parece sencillo y natural, se contrapone frontalmente con ciertas creencias ilógicas o mágicas, como el concepto de “destino”, mas allá de nuestra capacidad de decisión; o que “ya soy así, no puedo cambiar”, o factores genéticos hereditarios, como causas de comportamientos, que se deben realmente a ideas erróneas acerca de uno mismo o el mundo; o a estrategias inadecuadas para alcanzarlos.
Nuestra fijación de metas y objetivos presupone que:
para elegir nuevos emprendimientos; o para quienes ya los han elegido pero no los han logrado o no se han permitido llevarlos a cabo. 
Es para quienes quieren recuperar sus sueños y hacerlos realidad… para quienes quieren dejar la “parada” y comenzar a transitar el camino que los lleve a los lugares que anhelan … ocuparse de las áreas de su vida más descuidadas o necesitadas… y a reforzar las más sanas…

A) Soy responsable de lo que pienso, imagino, siento, digo y hago. Y puedo cambiar cualquiera de estas variables a voluntad, si lo elijo y aprendo cómo hacerlo.
B) Tengo derecho a decidir qué hago con mi vida: cómo invierto mi tiempo, mis afectos, mis energías, mi dinero…. y mis talentos.
C) Puedo estimar las posibles consecuencias de mis decisiones y conductas.
D) Somos hijos del pasado y padres del porvenir.
Para elaborar nuestras Metas es necesario:
1- Reconocer qué queremos alcanzar, diferenciándolo de lo que los demás esperan de nosotros.
2- Emplear los recursos (materiales, afectivos, intelectuales, tiempo, talentos, etc.) de los que disponemos en el presente.
3- Planificar racionalmente el futuro de acuerdo a los objetivos actuales.
Algunas claves para alcanzar los objetivos.
- Definir resultados, especificar claramente lo que se quiere lograr.
- Generar un plan que cuando sea seguido logre esos resultados.
- Desarrollar la motivación interna para ponerse en acción (Ej.: Construir un logro en mi mente)
- Compartir su visión o proyecto con las personas de contención que cuente (familia, amigos, etc.). 
- Generar la confianza en usted mismo y en quien pueda colaborar en la concreción del objetivo. (Ej. crea en su capacidad de lograrlo, si otras personas han podido, porqué usted no?). 
- Infundir determinación en usted o los suyos, sea su familia o su empresa, para no abandonar ante los obstáculos. Desistir ante la adversidad es el 80% de las causas de los fracasos personales, familiares o laborales.
- Pedir ayuda. Aprenda de quienes tienen éxito en sus proyectos, busque bibliografía y recurra a profesionales del comportamiento. Un buen consejo puede evitar dolores de cabeza.
Indicadores de fallas en la administración del tiempo?
Distracción: iniciar y no completar lo planeado.
Dispersión: muchas tareas inconclusas. Activo no es igual a Productivo. Impuntualidad. 
Mediocridad: ocupar el tiempo en tareas poco valiosas, útiles, que no dejan una enseñanza, un valor agregado a alguien.
Sugerencias para mejorar
Usar agenda. 
Organizar el día. Tomar unos minutos al comenzar el día puede ahorrar muchos tiempos vacíos o equivocados.
Jerarquizar tareas en tiempo y espacio.
4) ¿Qué pasará a fin de año si no se cumplieron?
Habrá desilusión o frustración si no se comprendió el porqué , las causas , y para evitarlo se recomienda aceptar la media copa vacía y celebrar la media copa llena. Perdonar y perdonarme los errores, renovar los sueños y las estrategias para alcanzarlos…
¿Qué hacemos con la frustración de lo que no resultó hasta ahora?
Los errores, capitalizarlos como aprendizaje, evitar repetirlos o transformarlos en propósitos de cambio. Aceptar y reconocer lo sucedido, lo no logrado o el daño recibido o generado. No permitir la condenación o la culpa porque esto conlleva odio, resentimiento y desazón, la tríada causal de tantas enfermedades del alma que no dejan de reflejarse en el cuerpo. 

Todos somos obradores de nuestra empresa personal, responsables de lo que hacemos o dejamos de hacer. Como profesional de la salud es mi deseo acercar a través de mi quehacer científico herramientas que nos aportan las ciencias del comportamiento para comprender y resolver aspectos de nuestra personalidad, que puedan ser un obstáculo de la realización personal y la concreción de metas o sueños. Así como para optimizar y aprovechar las virtudes, talentos y dones que como seres humanos poseemos para hacer de nuestro diario vivir una vida con sentido.
A usted lector lo exhorto y animo a que haga de este año una planificación provechosa… de su vida y su tiempo…. resistiendo y renunciando a hábitos, pensamientos, emociones que lo empobrecen en las diferentes áreas de realización personal (familia, pareja, trabajo, amigos, hobby, nuevos proyectos, talentos y dones) y haciéndose tiempo para aquello que le permite obrar saludablemente en su plano físico, emocional, mental y espiritual. 
Construir un nuevo año que valga la pena celebrar y que sume vida a los años!!!!!
Dra. M. Florencia Olivieri

____________________________________________

Cuatro Leyes De La Bendición De Dios.

Te Bendeciré y en ti Serán benditas las Familias de La tierra.  Génesis 12:2

Durante esta época mantén en mente Las Cuatro Leyes de la Bendición de Dios.
1. PRIMERA LEY. Nuestras bendiciones deben fluir a otros.
  La Biblia nos enseña que cuando somos bendecidos no es solo para que nosotros nos sintamos bien, felices y confortables, pero para que bendigamos a otros. Cuando Dios bendijo a Abraham en Génesis 12 le dijo: “ Te bendeciré y tú serás de bendición a otros”. Esta es la primera ley de la Bendición…y es que a Bendición debe fluir.
2. SEGUNDA LEY. Cuando Nosotros Bendecimos a otros, Dios tomará cuidado de nuestras necesidades. 
Eso lo promete Dios. El se encargará de  nuestras necesidades. No hay nada que Dios no hará a favor de aquel que ayuda a otros.  De hecho, Dios garantiza esta bendición. Lucas 18 dice: “Les garantizo esto. Quien da alguna cosa para el Reino de Dios ciertamente recibirá muchas veces más en esta vida y la Vida eterna en el mundo venidero”
Cuando usted se preocupa por ayudar a otros, Dios asume la responsabilidad de tus problemas y eso es una bendición real, porque él sabe manejar tus dificultades más de lo que tu puedes.
3. TERCERA LEY. Nuestras Bendiciones compartidas con otros retornan a nosotros.
Mientras más bendices a otros, mientras más ayudas a otros, más bendiciones de Dios vienen sobre ti. Lucas 6:38 dice : “ Dad y Se os dará , medida buena”.  Acá nos dice que no simplemente se nos dará de regreso sino con bono extra y bendición extra. Usted no le puede ganar a Dios. Mientras más trata usted de bendecir a otros alrededor tuyo, Dios entonces dirá:  Voy a derramar más bendiciones sobre ti. Vamos a jugar un pequeño juego. Veamos quien de los dos da más. Mientras tú bendices a otros yo me encargaré de retornar sobre ti la bendición”.

4. CUARTA LEY. Cuando Dios te retorna la Bendición, Dios espera que de la misma manera bendigas a otros otra vez..
Jesús dijo en Lucas 12 que a quién mucho se le da, mucho se le exige. Al recibir de Dios nuestra responsabilidad es más grande.
Basándonos en las bendiciones que ya has recibido hasta hoy. Qué es lo que crees que Dios espera de ti?

~ por blogzonacristiana en enero 13, 2010.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: